“Ya viene el abuelo, otra vez”, así anuncia el equipo de seguridad de Zarzuela cuando Juan Carlos llega a Sanxenxo

Además de estar acompañado habitualmente por una pareja de guardias civiles en esos casos recibe apoyo de La Zarzuela

Juan Carlos I aterrizando en Vigo este pasado 12 de junio. Europa Press.
Juan Carlos I aterrizando en Vigo este pasado 12 de junio. Europa Press.
  1. Sigue en casa de Campos 
  2. Mote cariñoso 
  3. Seguridad en Sanxenxo
  4. Visitas frecuentes, pero no como desearía
  5. Operación Regreso
El rey emérito, Don Juan Carlos de Borbón, llega a la parroquia del Sagrado Corazón y San Francisco de Borja para asistir al enlace matrimonial entre José Luis Martínez-Almeida y Teresa Urquijo Moreno, a 6 de abril de 2024, en Madrid (España). - EUROPA PRESS REPORTAJES
El rey emérito, Don Juan Carlos de Borbón, llega a la parroquia del Sagrado Corazón y San Francisco de Borja para asistir al enlace matrimonial entre José Luis Martínez-Almeida y Teresa Urquijo Moreno, a 6 de abril de 2024, en Madrid (España). - EUROPA PRESS REPORTAJES

Juan Carlos I aterrizó este miércoles en Vigo, protagonizando así la quinta visita a España este año, con el fin de asistir a la regata que se disputará el próximo fin de semana en Sanxenxo, Pontevedra, como adelantó Monarquía Confidencial.

Llegó en un avión privado, como ha venido haciendo en las últimas ocasiones, procedente desde desde Ginebra (Suiza), donde reside temporalmente, o desde Vitoria, donde suele hacerse chequeos médicos. 

Esta vez con menos visibilidad y presencia de medios, se dejó ver bajando las escaleras del avión privado con algo de dificultad, aunque sin ayuda de sus hombres de confianza. Una vez en suelo español, con todo el equipaje en el vehículo de su amigo Pedro Campos, emprendió viaje a Sanxenxo.

“Realiza la misma rutina siempre. Don Juan Carlos quiere asegurarse que todo sigue en orden”, coomentan fuentes cercanas a su entorno. 

Sigue en casa de Campos 

Hasta el aeropuerto de Vigo se desplazó su íntimo amigo Pedro Campos, con el fin de recogerle y llevarle hasta su domicilio, donde habitualmente sigue alojándose.

“La búsqueda de una vivienda adaptada a sus necesidades está paralizada. Campos le ha invitado a seguir quedándose en su domicilio todas las veces que necesite”, dicen a Monarquía Confidencial desde el entorno de Zarzuela. 

Estos viajes, ya habituales, de don Juan Carlos al norte de España, no molestan a su hijo, el rey Felipe, ni tampoco recibe ahora directrices en la línea de mantener un perfil bajo, como sí ocurrió en las primeras anteriores cuando la manera de proceder del emérito no agradó en Palacio y generó fricciones entre padre e hijo.

Mote cariñoso 

Monarquía Confidencial ha podido saber que varios miembros del equipo de seguridad de Zarzuela son enviados a Pontevedra durante las estancias de don Juan Carlos, con el fin de trazar un plan de seguridad de apoyo a la pareja de guardias civiles que lleva consigo en todo momento. Algunos, incluso, se dirigen a él de manera cariñosa como ‘el abuelo’. 

“Ya viene el abuelo, otra vez”, suelen decir. “Lo hablan entre ellos, en petit comité. Es una forma cariñosa que tienen de nombrarle”, cuentan las fuentes citadas. 

 

Seguridad en Sanxenxo

Como ya adelantó MC, el equipo suele estar integrado por unos diez guardias civiles, que se hospedan en varios hoteles cercanos a la casa de Pedro Campos, por la proximidad y facilidad para acudir en caso de urgencia. 

Monarquía Confidencial se desplazó hace unos meses a Sanxenxo para conocer de primera mano los movimientos de don Juan Carlos durante un fin de semana de regatas. Entonces fue testigo de que algunos de los guardia civiles desplazados desde Madrid, mostraron disconformidad con las horas interminables de servicio que les tocaba y por las rutas que realizaban tras la llegada de don Juan Carlos al municipio. 

“Ayer terminamos a las siete de la tarde, pero hoy pinta que hasta medianoche no acabamos, y eso no puede ser”, apuntó uno de ellos. 

Visitas frecuentes, pero no como desearía

Esta nueva estancia coincidirá con el décimo aniversario de su abdicación, y se produce, según ha sabido Monarquía Confidencial, todavía en una situación ‘delicada’. 

Fuentes cercanas a La Zarzuela cuentan a que don Juan Carlos no tiene problemas respecto al qué dirán sobre sus visitas ya frecuentes a España. 

“La normalidad de sus viajes a España ya no mantienen en vilo a Zarzuela, pero las visitas no son tal como a él le gustarían”, apuntan las fuentes. 

Operación Regreso

Una década después de la abdicación, Juan Carlos sigue residiendo en Abu Dabi, aunque, como adelantó MC, pasa largas temporadas en Ginebra. Aun así, el emérito desea volver a España todo lo posible, pero han sido muchas las crisis con las que ha tenido que lidiar su hijo, Felipe VI.

“No hay lugar para una operación de regreso a corto plazo, pero el emérito tiene intenciones de hablar con su hijo para poder hacerlo”, concluyen fuentes cercanas.

Video del día

Al menos 16 muertos en el incendio de
un centro comercial en China
Comentarios