Leonor sigue adelante con su formación militar pese al abandono de 25 compañeros

La mayoría causaron baja a petición propia durante la fase de acogida, orientación y adaptación a la vida militar. Seis no se presentaron o renunciaron a la plaza antes de comenzar

La princesa Leonor recibe el sable de cadete en la Academia de Zaragoza.
La princesa Leonor recibe el sable de cadete en la Academia de Zaragoza.

 

 

  1. Bajas en la fase de adaptación
  2. Un documento distinto
  3. 25 bajas en la vía de Leonor
  4. 26 y 39 en años anteriores
  5. 23 alumnos “repescados”
  6. Cifras de bajas
  7. Déficit de oficiales en Tierra
La princesa Leonor, en la Academia General Militar, de Zaragoza (Foto- Casa del Rey).
La princesa Leonor, en la Academia General Militar, de Zaragoza (Foto- Casa del Rey).

Leonor de Borbón y Ortiz prosigue su formación especial en la Academia General Militar, de Zaragoza. Después de jurar bandera con sus compañeros de Primer Curso, ahora está formándose con los de Segundo, con quienes continuará hasta final de este curso 2023/2024.

La princesa de Asturias ingresó el 17 de septiembre en la academia, junto al resto de alumnos de ingreso directo, es decir, procedentes de la vida civil y no de promoción interna de otras escalas de las Fuerzas Armadas.

La heredera de la Corona y sus compañeros dedicaron las dos primeras semanas a la “Fase de Acogida, Orientación y Adaptación a la Vida Militar”, en la que recibieron una primera inmersión en la vida militar: aprendieron a formar, a saludar a sus superiores, y también comenzaron a manejar el fusil de dotación del Ejército de Tierra, el HK G36.

El 30 de agosto, la princesa Leonor y el resto de sus compañeros de ingreso directo acabaron esta primera fase, por lo que la heredera de la Corona se convirtió en dama cadete. Comenzaron el “Módulo de Formación Militar Básico del Combatiente”, hasta el 10 de septiembre.

Pasaron días atravesando pistas de combate, superando obstáculos, zonas con barro y alambre de espino, realizando marchas y ejercicios en el campo de maniobras de San Gregorio, practicando el tiro con armas de fuego...

Alumnos de Primer Curso de la Academia General Militar.
Alumnos de Primer Curso de la Academia General Militar.

Bajas en la fase de adaptación

Como ocurre todos los inicios de curso en las academias militares, en esas primeras semanas se produjeron bajas. Algunos alumnos no resistieron el cambio que supone la inmersión en una academia militar, y abandonaron su proyecto de convertirse en oficiales del Ejército de Tierra.

Ya se contó en ECD que cada año, en alguna fecha de septiembre, el director general de Reclutamiento y Enseñanza Militar, del Ministerio de Defensa, firma una resolución que modifica la de agosto que nombró a los seleccionados para ingresar en las academias de oficiales.

Estas resoluciones de septiembre incluyen la lista de los alumnos que han causado baja “durante la fase de acogida y periodo de orientación y adaptación a la vida militar”, e incluso antes, al no llegar ni a entrar en la academia pese a tener plaza asignada.

Este año esa resolución no ha aparecido en el Boletín Oficial del Estado, donde se podía consultar con la firma del director general de Reclutamiento y Enseñanza Militar, del Ministerio de Defensa, cargo que ocupa el teniente general del Ejército del Aire Pedro José García Cifo.

 

Un documento distinto

Pero en una página dedicada a los procesos de reclutamiento en las Fuerzas Armadas, sí que se colgó un documento que revela las bajas que ha habido en este principio de curso entre los alumnos de nuevo ingreso en las academias de oficiales.

La “Modificación del Anexo a la Resolución 452/38345/2023, de 9 de agosto” ,a firmó en Madrid el 25 de septiembre “lasecretaria de procesos”, sin dar el nombre.

Este documento indica que “de conformidad con lo dispuesto en el artículo 56.2 de la Ley 39/2007, de 19 de noviembre, y con las bases duodécima (Asignación de plazas) y decimocuarta (Bajas durante la fase de acogida, orientación y adaptación a la vida militar) de la convocatoria, se modifica el anexo de la Resolución 452/38345/2023, de 9 de agosto, en la que se publica la relación definitiva de aspirantes propuestos para ser nombrados alumnos y alumnas para el ingreso directo en los centros docentes militares de formación para la incorporación, como militar de carrera o adscripción como militar de complemento, a las Escalas de Oficiales de los Cuerpos Generales, del Cuerpo de Infantería de Marina y del Cuerpo de la Guardia Civil”.

Incluye un Anexo I con la relación de bajas producidas y el motivo que las generó, y un Anexo II con “la relación de aspirantes propuestos para ser nombrados alumnos y alumnas por reasignación de plazas tras las renuncias producidas y en reposición de los no presentados y de aquellos que han causado baja durante la fase de acogida, orientación y adaptación a la vida militar”.

25 bajas en la vía de Leonor

La princesa Leonor pertenece a los alumnos del Cuerpo General del Ejército de Tierra que entraron en la Academia General Militar por la vía del ingreso directo sin exigencia de titulación universitaria previa.

El Anexo I de la resolución citada incluye una lista de 25 alumnos que se dieron de baja en la academia de Zaragoza, alumnos que habían entrado por la misma vía que la princesa de Asturias.

De los alumnos que se dieron de baja, 20 eran hombres y cinco mujeres.

En dos casos, la baja se produjo por “renuncia a la plaza asignada antes de la incorporación al Centro Docente Militar de Formación”. Es decir, habían sido seleccionados para entrar a la academia, pero a última hora, antes de entrar, renunciaron.

Otros cuatro no se presentaron en la Academia General Militar.

El resto, 19, causaron “baja a petición propia”, en algún momento de esas primeras semanas de Fase de acogida, orientación y adaptación a la vida militar.

Hubo además una baja a petición propia de un alumno de Primer Curso de la Guardia Civil, cuyos oficiales también comienzan estudiando en Zaragoza, y otras dos bajas en el Cuerpo General del Ejército de Tierra, pero de alumnos que ingresaron con titulación universitaria previa.

Por tanto, a las 25 bajas de la vía de Leonor, se suman otras tres.

26 y 39 en años anteriores

Las cifras son muy similares a las del año pasado. En septiembre de 2022 se confirmaron 26 bajas de alumnos del Cuerpo General del Ejército de Tierra, de ingreso directo sin titulación, dos de la Guardia Civil, y dos del Ejército con titulación previa.

La resolución de bajas de 2021 reflejó números algo más elevados. Se confirmaron 39 bajas entre los alumnos de alumnos del Cuerpo General del Ejército de Tierra, de ingreso directo sin titulación, cinco de la Guardia Civil y tres del Ejército con titulación.

23 alumnos “repescados”

Estas plazas se cubren, al menos en parte. El Ministerio de Defensa dio de alta a 23 nuevos alumnos del Cuerpo General del Ejército de Tierra, “repescados” para sustituir a los 25 que fueron dados de baja por abandono, renuncia o no presentarse.

Nombró también a dos alumnos para la Guardia Civil, y dos con titulación para el Ejército de Tierra.

En las academias de la Armada y del Aire las cifras son inferiores, al ser también menor el número de alumnos.

Este año hubo 13 bajas de alumnos de ingreso directo sin titulación al Cuerpo General de la Armada y tres bajas en el Cuerpo de Infantería de Marina. Todos estudiaban en la Escuela Naval Militar, de Marín (Pontevedra). Se añade una más en cada cuerpo de alumnos con titulación.

En la Academia General del Aire (San Javier, Murcia), se produjeron tres renuncias de alumnos de la Especialidad de Vuelo, sin titulación previa, y otras tres de alumnos con titulación (uno de Vuelo y dos del Ciberespacio).

Cifras de bajas

Las cifras de bajas en las primeras semanas de academia causaron cierta alarma hace años, por ser números elevados.

En junio de 2017, el Gobierno reveló que “el promedio de bajas en las Academias Militares desde la implantación del nuevo modelo de enseñanza es el siguiente:

1. Academia General Militar: 19%.

2. Escuela Naval Militar: Cuerpo General 7%, Infantería de Marina, 11%.

3. Academia General del Aire: 7%.

4. Academia Central de la Defensa: 1%”.

Explicó también que “las bajas se producen, casi en su totalidad, a petición propia”.

Destacó que “el porcentaje de bajas se ha ido reduciendo paulatinamente, no siendo actualmente superior al 2% en ninguna de las Academias”.

Es decir, que “si bien durante el primer año se produjo un porcentaje significativo de bajas, se han realizado diversos ajustes y la experiencia ha permitido estabilizar las cifras gracias a la aplicación de medidas basadas en la orientación/tutorización personalizada al alumno y el tratamiento y seguimiento individual de los casos”.

Déficit de oficiales en Tierra

Ya no sólo en las primeras semanas de formación militar, sino durante los cinco cursos al completo, en la Academia General Militar se dieron hace años estadísticas muy elevadas de alumnos que renunciaban a proseguir, o que repetían y suspendían y eran excluidos.

Este número de bajas llevó al Ejército de Tierra a replantearse la formación de los futuros oficiales, al sufrir un déficit en ciertos empleos de la Escala de Oficiales, producido entre otros motivos por esas bajas en la academia de Zaragoza.

La princesa Leonor y otros alumnos de la Academia General Militar, en la piscina.
La princesa Leonor y otros alumnos de la Academia General Militar, en la piscina.

Video del día

Oliver, un periodista cercano a Sánchez,
sustituye a Gabriela Cañas al frente de la Agencia
EFE para controlar la comunicación
Portada
Comentarios
Envíanos tus noticias
Si conoces o tienes alguna pista en relación con una noticia, no dudes en hacérnosla llegar a través de cualquiera de las siguientes vías. Si así lo desea, tu identidad permanecerá en el anonimato