España

Pedro Sánchez se opone a un encuentro entre Felipe VI y Juan Carlos I para pactar su regreso a España

El presidente de Gobierno contactó con el príncipe heredero de Emiratos Árabes para forzar su presencia en la Expo de Dubái como representante del país en lugar del rey

Felipe VI y Pedro Sánchez.
photo_camera Felipe VI y Pedro Sánchez.

Moncloa ha forzado la presencia de Pedro Sánchez en la Expo de Emiratos Árabes y, como consecuencia de esa decisión, ha obstaculizado un regreso inminente de Juan Carlos I a España. El presidente del Gobierno se ha movilizado con el príncipe heredero tras conocer la intención del rey emérito de verse con Felipe VI en aquel país para abordar las condiciones de su vuelta.

El abandono de España por don Juan Carlos, a principios de verano de 2020, fue resultado de un trabajo conjunto de La Zarzuela y La Moncloa. La entonces vicepresidenta primera, Carmen Calvo, y el jefe de la Casa del Rey, Jaime Alfonsín, fueron las dos personas que coordinaron la operación.

Desde hace algunos meses, sin embargo, cuando se ha puesto sobre la mesa un posible regreso del emérito, el Gobierno y el PSOE se han colocado de perfil: han trasladado toda la responsabilidad de la decisión al rey Felipe VI y la Casa Real. 

No quieren vetar públicamente la vuelta, una vez conocida la decisión de la Fiscalía suiza de archivar el caso de la donación de 65 millones de euros de Juan Carlos I a Corinna Larsen, y toda vez que la Fiscalía del Supremo se dispone también a dar carpetazo a la investigación en España en los próximos meses.

Según ha sabido Confidencial Digital, en Moncloa se asume que, con las investigaciones judiciales cerradas, resulta complejo negarle el regreso.

Sánchez ha insistido en su viaje

Pese a ello, fuentes próximas a Juan Carlos I aseguran a ECD que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, contactó con el príncipe heredero de Abu Dabi y hombre fuerte del país, Mohamed bin Zayed (MBZ), para anunciar su presencia en la Exposición Universal que se celebra en Dubái, en los Emiratos Árabes Unidos (EUA), como representante de España en lugar de Felipe VI.

Moncloa ha justificado la decisión asegurando que se trata de un viaje que tiene como trasfondo la economía. Y que supone una oportunidad de buscar y captar inversiones, además de exponer las excelencias de España con la llegada de los fondos europeos. Se trata de un evento sin precedentes en el mundo árabe y con una gran cita de inversores.

Sánchez presidirá el próximo 2 de febrero el Día de España en la Expo de Dubái. Sin embargo, para este mismo evento otros países han enviado a sus jefes de Estado. Así ha sucedido con los reyes de Países Bajos o de Suecia que sí asistieron al día de su país en la exposición universal.

Moncloa ha frustrado un acercamiento

Las fuentes consultadas por ECD explican que Presidencia del Gobierno puso en marcha la maniobra para apartar a Felipe VI del viaje tras conocer la intención del rey emérito de mantener un encuentro con su hijo, a quien no ve desde hace ya 17 meses, y pactar en esa cita las condiciones de su regreso a España. 

Fuentes del Gobierno confirman a ECD que no está previsto que el presidente del Ejecutivo mantenga ningún contacto con Juan Carlos I.

Está pendiente el archivo del caso

Pese a que se ha insistido en las últimas horas en que el rey no había sido invitado por Emiratos a la Expo de Dubái, fuentes del Ejecutivo han admitido a ECD que Moncloa barajó la posibilidad de que fuera el propio Felipe VI quien presidiera el Día de España. Un circunstancia que confirma la invitación también al jefe del Estado.

Aunque cabía la posibilidad de que el rey acudiera a la clausura de la exposición universal, como harán otros jefes de Estado, esta opción también se ha descartado por completo en el equipo de Pedro Sánchez. 

Contaba con regresar después de Navidad

Tal y cómo se contó en ECD hace unas semanas, el propio don Juan Carlos había asumido y aceptado finalmente la inconveniencia de un regreso en Navidad, por la polémica que se generaría en unas fechas marcadas en rojo en el calendario: coincidían con el discurso de Nochebuena de Felipe VI, y después la Pascua Militar, el 6 de enero. Tendría que producirse ya en enero.

Después de casi un año y medio de exilio, el rey emérito estaba convencido de que “ya podía volver a España, aunque fuera después de Navidad”, consciente de que la respuesta pendiente de Suiza no alterará la decisión ya tomada de archivar provisionalmente el caso en España sin presentar una querella.

En el entorno del ex jefe del Estado cuentan con que la prórroga, además de cubrir una formalidad, permite elegir el momento en que se formalizará la decisión, sin tener que actuar en una fecha forzada por los plazos. Ese escenario de retorno se preveía para mediados de enero.

Vuelta frustrada a mediados de enero

Pero la demanda interpuesta en Londres por Corinna Larsen ha vuelto a dar una dimensión internacional al escándalo, y la posibilidad, aunque sea remota, de que don Juan Carlos se siente en un juzgado de Londres, como consecuencia de la denuncia por acoso presentada por Corinna, ha aconsejado paralizar también el plan de regreso a España después de Navidad, según confirmaron a ECD personas allegadas al rey emérito.

Lo que se dirime en Londres es si Juan Carlos I goza de inmunidad o de cualquier otro tipo de protección, como miembro de la familia real; o si, por el contrario, nada obsta para que la causa deba seguir su curso ordinario.

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable