España

Iñaki Urgandarin será supervisado por la ONG durante su permiso de voluntariado

El objetivo de la medida es evitar la “desocialización” que comporta el aislamiento al que está sometido en la cárcel de Brieva (Ávila)

Iñaki Urdangarín
photo_cameraIñaki Urdangarín

El Juzgado de Vigilancia Penitencia 1 de Castilla y León ha estimado un recurso formulado por Iñaki Urgandarín para poder realizar dos salidas a la semana para poder participar en un programa de atención especializada fuera del Centro Penitenciario de Ávila.

Urgandarín saldrá dos días en semana durante ocho horas para cooperar en una ONG de Madrid. Fuentes de la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias asegura a Monarquía Confidencial que el marido de la infanta será supervisado, no por un funcionario de prisión, si no por el personal del centro al que prestará servicios.

Será el centro Hogar Don Orione quién informe al Centro Penitenciario de Ávila de los trabajos y progresos de Urgandarin durante sus labores semanales.

La cárcel de Brieva sí que tendrá que realizar controles a Urgandarín tanto a la entrada como a la salida de la cárcel. Y es que, tal y como aseguran a Monarquía Confidencial, el ex duque de Palma no puede introducir dentro de la cárcel ningún objeto.

“Tendrá que hacer todos los trámites ordinarios propios del centro penitenciario”, confirman a este diario fuentes de la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias.

Hogar Don Orione

El exduque de Palma colaborará con el Hogar Don Orione, situado en Pozuelo (Madrid).  Este centro, religioso, fue fundado en 1967 por una orden italiana cuyo objetivo es ayudar a residentes adultos con discapacidad intelectual, física o sensorial que no pueden ser atendidos por sus familias.

En dicho centro trabajan múltiples profesionales, entre ellos fisioterapeutas y logopedas. Un equipo que cuenta con alrededor de 100 profesionales que realizan actividades para ayudar a estas personas con terapias, talleres y relaciones sociales.

El 30% de las personas que están en este centro están en sillas de ruedas o presentan problemas severos de movilidad, el 45% no pueden comunicarse verbalmente y el 50% padece deterioro cognitivo y físico prematuro por envejecimiento.

 
Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable