Ultima_hora

España rebajará el rango del próximo representante español en Venezuela porque no reconoce al Gobierno de Maduro

El Gobierno ha enviado también un diplomático con el mismo rango a Bolivia, pero lo elevará cuando tome posesión Luis Arce

El Gobierno ha enviado también un diplomático con el mismo rango a Bolivia, pero lo elevará cuando tome posesión Luis Arce

MADRID, 29 (EUROPA PRESS)

El Gobierno no nombrará nuevo embajador en Caracas para relevar al diplomático Jesús Silva, sino que designará a un "encargado de negocios con cartas de gabinete" --un puesto de menor nivel-- para dejar constancia de que la UE y sus Estados miembros no consideraron "justas ni transparentes" las elecciones presidenciales de 2018, en las que se basa el actual mandato de Nicolás Maduro.

"El reconocimiento que se da a las actuales autoridades no da las condiciones para la presentación formal de una petición de plácet", ha explicado la secretaria de Estado de Asuntos Exteriores y para Iberoamérica y el Caribe, Cristina Gallach, en la Comisión de Asuntos Exteriores del Congreso.

Según ha dicho, el envío de un "encargado de negocios" es una fórmula acordada con los socios de la UE y la misma que han usado Italia y Países Bajos, que acaban de renovar sus jefaturas de misión en Venezuela. Con todo, ha asegurado que la decisión no impedirá que el diplomático "desarrolle sus plenas funciones".

Fuentes diplomáticas han asegurado a Europa Press que la decisión de que el próximo representante español en Caracas sea encargado de negocios y no embajador estaba tomada desde hace varias semanas y que no tiene que ver con la huida del opositor Leopoldo López ni con la tensión que ha surgido con el Gobierno de Venezuela por este motivo.

El Ministerio de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación ya anunció a finales de septiembre el relevo de embajadores en varios países de Iberoamérica, entre ellas la de Venezuela. La previsión es que el enviado a Caracas sea el actual embajador en Cuba, Juan Fernández Trigo.

Así, Gallach ha enmarcado el relevo de Silva en un proceso normal --"no le den más vueltas", le ha dicho al PP-- y ha dicho de él que es "un extraordinario diplomático que ha servido y seguirá sirviendo al Ministerio". Según ha contado, ella misma lleva nueve meses en los que los mensajes de Silva eran prácticamente los primeros que veía por la mañana y los últimos que leía por la noche, así que personalmente le tiene "apego".

"Una situación tan compleja como tiene Venezuela requerirá un profesional igual de experimentado, implicado, energético y de buen colaborador con las personas responsables del Ministerio", ha añadido. El relevo, ha añadido, se producirá en unos días.

El cese de Silva como embajador requiere una decisión del Consejo de Ministros, pero no el nombramiento del encargado de negocios que le relevará.

NORMALIZACIÓN CON BOLIVIA

El Gobierno también ha enviado a Bolivia al diplomático Francisco Javier Gassó como "encargado de negocios con cartas de gabinete", en lugar de como embajador. Gallach lo ha justificado en que los dos gobiernos están "en proceso de normalización de las relaciones bilaterales" tras los "incidentes" de finales de 2019 que se saldaron con varias expulsiones de personal diplomático en ambos países.

Según ha dicho, tras unos meses autorizando gradualmente el retorno de personal, el Gobierno quería "fortalecer" su presencia en Bolivia antes de las elecciones del pasado 18 de octubre, pero sin hacer una "completa normalización" que se culminará "una vez que tome posesión el nuevo Gobierno".

Además, ha avanzado que España tendrá una representación en la toma de posesión de Luis Arce como próximo presidente, a la altura de la importancia que concede a las relaciones con este país, pero no ha detallado quién la encabezará.

Gallach ha aprovechado la comparecencia para pedir una "política de Estado" y un "consenso básico" en la política hacia Iberoamérica y ha dicho a los diputados que aunque las diferencias políticas hagan poner el acento en distintas prioridades "no debería ser obstáculo para tener otros consensos respecto al contenido básico y a la forma de hacer política".

Según ha dicho, los objetivos de España en América Latina pasan por reforzar la presencia, defender la democracia y los derechos humanos, ayudar a los países a salir de la crisis de salud y económica, promover las relaciones económicas, fortalecer la ayuda al desarrollo española, profundizar la relación entre la UE y la región y reforzar el sistema iberoamericano.

IU: PROTEJAN TAMBIÉN A LOS MIGRANTES COLOMBIANOS

Durante el debate, el diputado de IU Enrique Santiago ha dicho que le parece "excelente" que se proteja a cinco millones de venezolanos que han salido de su país, pero ha pedido que se proteja también a los "seis millones de colombianos" que están en la misma situación.

Gallach le ha asegurado que el Gobierno sigue muy de cerca la situación de Colombia pero que las circunstancias de ambos países son distintas. En Colombia, ha dicho, la violencia es "de origen dispar" y en Venezuela hay "un desastre socioeconómico extraordinario" y una situación de "represión política", con lo que los movimientos de saluda del país tienen "un origen", mientras que en Colombia la crisis es "multifacética".

Por otro lado, ante la insistencia de Ciudadanos en que el Gobierno se sume a la denuncia contra Maduro ante el Tribunal Penal Internacional (TPI), se ha limitado a decir que "toda colaboración que se pida se dará" y que España acaba de votar ante el Consejo de Derechos Humanos de la ONU la prórroga de la Misión Internacional Independiente de Investigación en Venezuela y de la presencia de la oficina de la Alta Comisionada, Michelle Bachelet.

ERC RECHAZA EL ACUERDO UE-MERCOSUR

Por otro lado, Gallach ha destacado la importancia que el Gobierno concede a que se ratifique el acuerdo comercial UE-Mercosur, en peligro por "intereses comerciales y legítimas preocupaciones de carácter medioambiental". A su juicio, sería un "error estratégico histórico no hacerlo", teniendo en cuenta además que tiene disposiciones medioambientales de última generación,

Sin embargo, desde ERC, Maria Carvalho, que tiene doble nacionalidad española y brasileña, le ha advertido de que el acuerdo va contra el medio ambiente y contra la vida de los pueblos indígenas porque ya está alentando ocupaciones de tierra para fines agrícolas.

VOX Y LA IGUALDAD DE GÉNERO EN OPERACIONES MILITARES

Durante el debate, el diputado de Vox Alberto Asarta ha sorprendido a los socialistas con un llamamiento a tener en cuenta la igualdad de género en los contextos de conflicto y mantenimiento de la paz.

La sorpresa de la socialista María Olga Alonso ha indignado a Asarta: "Yo no hablo de oídas desde un sillón sentado confortablemente, la igualdad y el empoderamiento de las mujeres en conflicto ha sido un asunto fundamental en las fuerzas de cascos azules", ha dicho, dejando claro que él mismo se ha ocupado de que el personal estuviese formado en este ámbito.

Asarta ha afirmado que tiene preparada una conferencia "sobre género en operaciones" que está dispuesto a impartir ante todo el Parlamento y luego ha afirmado que, aunque sorprenda a otros, Vox no ha cambiado. Según ha dicho, el proyecto tiene entre sus pilares la igualdad. "Tenemos madres, esposas e hijas a las que amamos y queremos lo mejor para ellas igual que para el resto de mujeres del mundo", ha añadido.

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable