Reino Unido

Carlos III se topa en apenas 50 días de reinado con la dimisión de la primera ministra Liz Truss

Solo llevaba 45 días en Downing Street y ningún monarca ha tenido que nombrar a un nuevo mandatario llevando tan poco tiempo en el trono

Liz Truss ha anunciado su dimisión como Primera Ministra tras sólo 45 días en el cargo. La Sra. Truss permanecerá en Downing Street una semana más hasta que se nombre a un sucesor.

La Primera Ministra notificó al Rey su intención de dimitir antes de hacer su declaración pública.

En su intervención fuera de Downing Street, la Sra. Truss dijo que reconocía que "no puede cumplir el mandato" para el que fue elegida.

Liz Truss fue nombrada Primera Ministra el 6 de septiembre, apenas dos días antes del fallecimiento de la Reina Isabel II.

Tras un periodo de luto, la Sra. Truss y su Canciller presentaron un "mini presupuesto" con políticas económicas controvertidas que hundieron los mercados.

Desde entonces, se ha ejercido una enorme presión sobre el Gobierno, y varios diputados conservadores le han pedido que dimita.

La dimisión de la señora Truss es un momento trascendental para el rey Carlos III, que pronto nombrará a un primer ministro por primera vez.

Tras décadas preparándose para este papel, tiene que considerar toda la gama de su posición como monarca constitucional antes incluso de ser coronado.

Liz Truss ascendió a la cima de la política con bastante rapidez, aunque su caída fue aún más rápida.

Tras ser elegida por primera vez como diputada en 2010, la señora Truss fue una de las pocas diputadas tories que permaneció en puestos ministeriales y de gabinete a lo largo de los mandatos de tres primeros ministros muy diferentes: Cameron, May y Johnson.

Algunos críticos han sugerido que la diputada es propensa a cambiar sus opiniones para adaptarse a los temas del momento, y así es como ha podido cambiar sin problemas entre diferentes ideologías a lo largo de los años.

En su adolescencia y en los primeros años de su vida adulta, la Sra. Truss ni siquiera era partidaria del Partido Conservador. De hecho, era una joven promesa del Partido Liberal Demócrata, un partido político liberal del Reino Unido.

En su día fue presidenta de los Demócratas Liberales de la Universidad de Oxford y abogó tanto por la legalización del cannabis como por la abolición de la monarquía.

Primera vez en 200 años 

Un primer mérito para los libros de Historia. Hay que remontarse casi 200 años para encontrar algo parecido: Guillermo IV, que ascendió al trono el 26 de junio de 1830, siendo primer ministro desde hacía un par de años el primer duque de Wellington, Arthur Wellesley. Y que el 28 de noviembre tuvo que nombrar a Charles Grey. Seis días después de la marcha de Wellesley y 155 días después de su ascenso al trono. Así, Carlos tiene ese récord casi garantizado –aunque la política británica actual sea sorprendente, un escenario donde tarden cerca de tres meses y medio en elegir un nuevo primer ministro resulta inimaginable–.

Por cierto, que Guillermo IV sí puede poner matices a uno de los “logros” de Truss. Aunque Truss sea por derecho propio la primera ministra más breve de la Historia del Reino Unido, su mandato no lo es: ese mismo duque de Wellington fue nombrado otra vez en 1834 primer ministro por el rey Guillermo IV, en un mandato temporal –y contra la voluntad del Parlamento, la última vez que esto ha sucedido en la historia de la monarquía británica. Eran tiempos convulsos– que sólo duró 23 días.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres formar parte de ECD?