Mónaco

Alberto de Mónaco se ha reunido con el gobierno para afrontar la situación del coronavirus

En el encuentro han mencionado las medidas sanitarias, sociales y la información que se le tiene que dar a la población del país

Reunión de la situación del coronavirus en el Palacio del Príncipe de Mónaco
photo_cameraReunión de la situación del coronavirus en el Palacio del Príncipe de Mónaco

Para hacer un balance completo sobre la situación en Mónaco de la epidemia de "Covid-19" o coronavirus, el príncipe Alberto ha organizado este lunes 2 de marzo una reunión de trabajo en el palacio.

En presencia de Serge Tal, Ministro de Estado; Jean Castellini, Consejero Ministro de Economía y Finanzas; Didier Gamerdinger, Consejero Ministro de Salud y Asuntos Sociales, así como representantes de los Servicios del Estado y Consejeros del Gabinete Principado.

En esa reunión se mencionaron todas las medidas sanitarias, médicas, sociales, pero también en materia de información a la población residente y trabaja en Mónaco.

Reuniones periódicas con el gobierno


El príncipe ha aprovechado para agradecer a los Servicios del Estado, al personal del Hospitalario Princesa Grace, a los funcionarios de Seguridad Pública y a los bomberos por su dedicación y profesionalidad en el cumplimiento de sus misiones. Expresó toda su confianza a su gobierno en la gestión de esta crisis sanitaria inédita.

Alberto de Mónaco desea organizar reuniones de trabajo periódicas sobre la evolución de la epidemia. La cuestión de la salud de los habitantes es el centro de sus preocupaciones y de su Gobierno.
La próxima reunión es el viernes 6 de marzo, en el palacio del príncipe Alberto de Mónaco. 

El resto de casas reales toman medidas

Hace unos días, el emperador Naruhito informaba de que no saldría al balcón imperial el día de su cumpleaños, una decisión con la que no habría entonces reunión de ciudadanos dispuestos a felicitarle por su cumpleaños.

Las casas reales de Europa comienzan a sufrir cambios en sus agendas por este mismo motivo. La primera de ellas ha sido Suecia que, además de poner en marcha un protocolo para contener la infección, ha tenido que posponer un acto oficial que tenía previsto para este miércoles.

La familia Bernadotte no ha dudado en tomar medidas para evitar la propagación de la enfermedad que tiene en vilo a gran parte de la sociedad. 

El coronavirus también ha instaurado el pánico en la casa real británica. Cuatro estudiantes del Thomas's Battersea, el colegio de 20.000 euros año en el que estudian el príncipe George (6) y la princesa Charlotte (4), se mantienen en cuarentena a la espera de los resultados para detectar si están o no contagiados del expansivo virus, después de haber presentado síntomas tras haber viajado a Italia, tal y como informó Vanitatis la semana pasada. 

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes