España

Inquietud en Palma: las autoridades de Baleares no han recibido confirmación de Zarzuela sobre las vacaciones de los reyes

Reconocen que la fecha de llegada de la Familia Real a Marivent no está cerrada y no se descarta que se retrase tras la cancelación de la Copa del Rey de Vela

Los reyes y sus hijas, en el tradicional posado veraniego en Palma de Mallorca.
photo_cameraLos reyes y sus hijas, en el tradicional posado veraniego en Palma de Mallorca.

El Gobierno de las Islas Baleares aun no ha recibido una confirmación oficial por parte de la Casa Real de si acudirá la Familia Real a Mallorca como suelen hacer todos los veranos. 

Ya es habitual que a principios de agosto los Reyes de España y sus hijas se trasladen a Mallorca. Normalmente lo hacen antes para que Felipe VI pueda acudir a la Copa del Rey de Vela, sin embargo, este año, al igual que otros muchas actividades se han cancelado debido al coronavirus.

El Palacio de Miravent es la residencia oficial de la Familia Real en Mallorca y siempre suelen ir entrando el mes de agosto.

Por otra parte, también es costumbre que acudan al Palacio de la Almudaina a la recepción que cada verano congrega a diferentes personalidades de la sociedad balear: deportistas, periodistas, empresarios...

No obstante, este año parece que las fechas puede ser que se retrasen algo más que en veranos anteriores, debido a los compromisos que están teniendo los reyes por las diferentes comunidades autónomas y porque al no haber Copa del Rey de Vela, puede que se retrasen en su llegada.

En Baleares no han recibido confirmación oficial

"De momento no hemos recibido confirmación por parte de la Zarzuela de si acudirán los reyes al Palacio de la Almudaina", ha asegurado Luis Miguel Planas, jefe de comunicación del Gobierno de Baleares. 

El año pasado los reyes estuvieron acompañados de Doña Sofía en la recepción en el Palacio de la Almudaina. Esta cita fue una de las más numerosas de los últimos años, ya que acudieron alrededor de 600 invitados.

Si la recepción tiene lugar este año, no sería difícil imaginar que la situación será muy diferente a la del año pasado. Las restricciones y normas de seguridad por el coronavirus obligarían a reducir considerablemente la lista de invitados. Además, es seguro que se eliminaría el besamanos, algo habitual y que se considera protcolario pero que por razones obvias no tendría lugar. 

De momento los reyes continuarán con sus visitas por las comunidades autónomas. En el día de ayer, se quedaron en La Zarzuela, y Felipe VI recibió al presidente de la República portuguesa, Marcelo Rebelo de Sousa, tras haber visitado el Museo del Prado. 

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable