Bélgica

El rey Felipe y la reina Matilde apoyan a las víctimas de las inundaciones en Bélgica

Han visitado el centro de la ciudad de Pepinster, en Valonia

B9727721553Z.1_20210716184235_000+G72II8T16.2-0
photo_camera Felipe de Bélgica conversa con un vecino afectado por la inundación

El rey Felipe y la reina Matilde de Bélgica visitaron el pasado viernes centro de Pepinster, en Valonia, ciudad afectada por la catástrofe. Acompañados por el alcalde Philippe Godin, saludaron a las personas que trabajan sobre el campo en condiciones difíciles. Seis personas han perdido la vida, pero el número de víctimas total sigue siendo incierto. 31 personas continúan desaparecidas. 

Al llegar, hacia las 15.30 horas, los soberanos se dirigieron a la Rue Neuve, una de las calles más devastadas. Los Reyes pudieron comprobar in situ la fuerza de las inundaciones que arrasaron la ciudad, provocando el derrumbe de una veintena de casas. Felipe y Matilde conocieron a cuatro jóvenes de un destacamento local de los Scouts que ayudaban a limpiar la residencia de ancianos. "Somos los exploradores de Grand-Rechain, un pueblo vecino. Y como no estábamos muy tocados, pensamos que podíamos venir a ayudar", explicó un joven a la Reina, que se mostró muy atenta, destacando esta bella iniciativa de solidaridad.

Los Reyes tuvieron la oportunidad de conocer a los habitantes y comerciantes en la calle. La pareja real no dudó en desafiar los 25 centímetros de agua que aún inundan el centro para reunirse con las víctimas. "Cuando veo a la gente que ya no tiene casa, nada en absoluto, tenemos que ayudar de verdad a la gente de Pepinster", dijo uno de ellos. "Nosotros, en nuestra desgracia, estamos perdiendo nuestros muebles. Otros han perdido la vida", continuó otra mujer.

La pareja real respondió a todas las peticiones, prestando un oído atento a todas las personas con las que se encontraron y animándolas de cara a las largas horas de trabajo que tienen por delante, así como a los futuros trámites de seguro. Después de más de dos horas en Pepinster, los Reyes volvieron a ponerse en marcha.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?