AN

Las ventajas de la desinfección ultravioleta de Pebblex para la prevención de enfermedades en espacios cerrados

Las soluciones que aplican luz ultravioleta tipo C como las que distribuye Pebblex han demostrado ser efectivas en un 99,93 % para inactivar virus como el VIH o el coronavirus y ofrecen un enorme potencial para reducir el absentismo, las bajas médicas y prevenir riesgos laborales. La crisis sanitaria de los últimos dos años ha puesto de manifiesto la necesidad de integrar medidas de higiene y seguridad a largo plazo para prevenir la proliferación de enfermedades.

El uso de la radiación ultravioleta como método de desinfección lleva aplicándose durante décadas, especialmente, para desinfectar el agua o los quirófanos. Sin embargo, los últimos estudios de prestigiosas universidades como Columbia o Toronto certifican su eficacia en la higienización de todo tipo de espacios, objetos y superficies y sostienen que la desinfección con luz UV-C está infrautilizada al ser su eficacia para eliminar virus comparable a la de los desinfectantes químicos.

La revista médica The Lancet publicaba este enero, tras recoger datos epidemiológicos de 204 países, un estudio que concluye que en menos de 30 años, las superbacterias matarán alrededor de 10 millones de personas al año: tres veces las muertes totales registradas por Covid en 2020. Siguiendo esta línea, el medio estadounidense Virology compartía los resultados sobre la eficacia de la luz UV-C para inhibir el crecimiento de esporas de determinadas especies bacterianas como el SARS-Cov-2 o el VIH tras solo 20 segundos de exposición.

¿Qué es la desinfección con luz ultravioleta de tipo C?

La radiación ultravioleta tipo C actúa como germicida al atacar directamente al material genético (ADN y ARN) de los microorganismos, causando graves daños en su pared celular que les impide seguir realizando sus funciones vitales y, por lo tanto, causar infecciones. Los equipos de desinfección UV-C suministrados por Pebblex emiten una radiación de 253,7 nm, la más eficaz para inactivar virus al reducir en un 99,93 % la capacidad infecciosa de microorganismos, bacterias, hongos, protozoos, levaduras o esporas.

En España, la desinfección ultravioleta está regulada por la directiva europea UNE0068, creada durante la pandemia ante el auge de la tecnología UV-C por su efectividad para higienizar superficies, objetos y aire y su seguridad en comparación con alternativas como el ozono. De hecho, la lista de productos viricidas elaborada por el Ministerio de Sanidad no incluye este gas por su limitada eficacia germicida y su efecto nocivo para la salud humana.

¿Se puede utilizar la desinfección con luz ultravioleta tipo C en presencia de personas?

Entre los equipos de Pebblex hay lámparas para la desinfección de superficies que requieren utilizarse en espacios libres de personas, y por ello, cuentan con medidas de bloqueo y alarma como sensores de presencia, temporizador e inicio retardado para evitar la exposición a la radiación ultravioleta.

Cuando se trata de desinfectar objetos, la luz ultravioleta se irradia en cabinas o cajas dentro de las cuales se depositan los objetos para, una vez cerradas, activar la radiación UV-C e higienizar artículos de distintos tamaños. Dado que los rayos ultravioleta se emiten en un equipo cerrado, este no entraña riesgos siempre que esté testado que no emite radiación exterior. Además, estas soluciones tienen la ventaja de ser adaptables a cualquier espacio y de bajo consumo.

También existen dispositivos de desinfección de aire con luz UV-C que pueden utilizarse con gente, ya que emiten radiación indirecta sobre el aire que circula a través del sistema de ventilación y no afectan a la salud de las personas si está certificado que no producen radiación exterior. Otro de sus beneficios es que no requieren grandes instalaciones y son capaces de mover grandes cantidades de aire a mayor frecuencia que los simples purificadores de aire.

Todos los aparatos de desinfección de objetos, superficies y aire de la marca Goldensea UV que suministra Pebblex han sido estudiados por la Universidad de Hamburgo y la empresa española CandelTEC para validar su uso en presencia de seres vivos y está certificado que no emiten radiación exterior.

Los dispositivos de desinfección ultravioleta tienen un papel clave para garantizar la seguridad ambiental en espacios cerrados y evitar contagios de cualquier tipo. Desde empresas como Pebblex, evalúan la mejor solución para la desinfección de espacios con luz ultravioleta, incluyendo el asesoramiento en la formación y la instalación de los dispositivos. Un servicio integral con el que el cliente se sentirá informado y acompañado en todo momento y que convierte la desinfección con luz ultravioleta en una solución eficaz para la prevención de infecciones en cualquier espacio.


Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?