AN

El Payaso Cobrador dispone de distintos servicios para diferentes tipos de morosos

Cumplir con los compromisos adquiridos, debe ser una obligación para quien asuma deudas. Por tanto, se considera moroso a quien no cumple con las obligaciones vencidas en los lapsos establecidos. Asimismo, existen sanciones estipuladas en el Código Civil, que por lo general quedan establecidas en los contratos entre los acreedores y los deudores.

El Payaso Cobrador es una empresa especializada en la gestión de deudas por vía extrajudicial, por lo que sus diligencias están ajustadas al marco legal que regula la materia. En este sentido, no descartan la vía judicial en los casos que consideran necesario.

¿Qué tipos de morosos hay?

Teniendo en cuenta que no todos los deudores son iguales ni presentan una insolvencia por la misma situación que otros, cada moroso requiere de un tratamiento diferente, que permita la recuperación de la deuda.

Existen los deudores intencionales, que son aquellos que no pagan porque no quieren. Los deudores transitorios, que por alguna circunstancia no pueden asumir temporalmente con su obligación. Los olvidadizos, que por múltiples motivos o por desorganización de sus finanzas, olvidan pagar sus deudas. Los deudores negligentes, por otro lado, son aquellos que no quieren asumir su responsabilidad.

En este contexto, para los agentes de cobros es necesario desarrollar habilidades y destrezas que les permitan conocer al deudor y buscar las estrategias para la recuperación de las deudas vencidas. El contacto directo debe ser el primer paso, para concretar la manera de recuperar de la deuda. En caso de no llegar a un acuerdo, es necesario comenzar a buscar otros métodos.

¿Qué beneficios tiene contratar una empresa especializada en el cobro de deudas?

Estas empresas conformadas por un grupo de especialistas logran la recuperación de las deudas vencidas, bien sea de personas naturales o jurídicas, en lapsos de tiempo cortos y con las diferentes técnicas que les permitan lograr este objetivo.

De igual forma, conocen la ley que regula la materia y apegados a ella, pueden llegar a ejercer las acciones por la vía extrajudicial o judicial, que sean requeridas para cada caso en particular. Delegar a estas empresas la gestión de cobro de los morosos elimina al acreedor la tarea de encargarse de tales gestiones, que impiden el normal desarrollo del trabajo y puede llegar a suponer una inversión de tiempo notable. Siempre que no se logren soluciones efectivas entre el acreedor y el deudor, las empresas que realizan el cobro de deudas facilitan el proceso.


Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes