AN

Pars, la seguridad de las personas es lo primero

Para muchos, la pasión de circular en moto por la carretera, por la montaña o por diversos terrenos, es una de las sensaciones más placenteras. Para ello, es fundamental contar con todo el equipamiento de seguridad para motos necesario antes de salir de travesía.

Según la Dirección General de Tráfico (DGT), los motociclistas tienen un 17% más de probabilidades que un automovilista de sufrir un siniestro vial fatal. Sin embargo, con el avanzado sistema de seguridad de Pars, un motorista está mucho más protegido ante una caída, dado que reduce la distancia de deslizamiento en un 49%.

Seguridad para motoristas: conocer todas las novedades

Factores como el estado de la vía por la que se circula, las condiciones mecánicas de la motocicleta y la habilidad del conductor, son tan importantes al salir a pilotar como los elementos de seguridad que se utilizan.

Teniendo en cuenta que actualmente los motociclistas solo usan el casco como protección durante la circulación, la compañía Pars diseñó un sistema de seguridad que resguarda todo el cuerpo.

Los Pars Antisliders son las únicas piezas de protección, fabricados con polímeros de alta resistencia, que se colocan en los trajes del motociclista con el objetivo de frenar su cuerpo en caso de afrontar una caída. Esto protege al conductor y ocupante ante golpes contra el asfalto, el guardarraíles, señales de tránsito o cualquier otro obstáculo con el que pueda impactar.

El sistema, testado en impactos a diferentes velocidades, ha demostrado que las distancias de deslizamiento del conductor al caer se reducen entre un 49,4% y un 49,8%, al igual que la velocidad del golpe. Esto no solo reduce los daños en el motociclista, sino que también lo resguarda del arrastre y de salir de la carretera, sufriendo una lesión mayor.

Instalación rápida y sencilla

Con dos sistemas de anclaje, Pars Antislider garantiza protección adosada a todo tipo de trajes, de cordura, de cuero o Kevlar. Pars Cosido puede aplicarse por fuera o realizando una abertura en el traje para coserlo por dentro. La colocación puede realizarse con máquina de costura o con el servicio de Pars, que se encarga de retirar el traje, colocar el sistema y devolverlo a domicilio con las piezas ya aplicadas.

Por su parte, el Pars Remove se puede instalar en pocos minutos con un destornillador de estrella, siguiendo la guía con instrucciones de uso y puntos orientativos que aconseja la marca.

Ambos sistemas de seguridad patentados, son los únicos en el mercado diseñados para frenar altos impactos en personas de más de 50 kilos. Además, cuentan con garantía de por vida, ya que en caso de dañarse durante un accidente, la compañía renueva gratuitamente todas las piezas de Pars afectadas en el mismo.


Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes