AN

Las olivas en relación con la salud

En los cultivos de aceitunas, es posible reconocer unos pequeños brotes verdes del tamaño de un guisante durante el verano. Estos son imprescindibles para calcular el estado de la futura cosecha.

El sabor de estos brotes tiende a ser intenso, amargo, picante y muchas veces desagradable para el paladar. Esto se debe a una sustancia conocida como oleocanthal, la cual se encuentra presente en los brotes de aceituna y en los aceites de oliva extra virgen, sobre todo aquellos elaborados con olivas arbequinas de pequeño tamaño. Aprovechando las cualidades de este fruto, la Cooperativa de La Espluga Calva ha elaborado una variedad de aceite de oliva virgen extra utilizando únicamente olivas 100 % arbequinas, recogidas directamente del árbol en su punto óptimo de maduración.

Cuáles son las propiedades del oleocanthal

El oleocanthal es un potente antioxidante y antiinflamatorio, capaz de proteger de enfermedades vasculares y degenerativas como el Alzheimer. Sus propiedades son similares a las del ibuprofeno, pero sin contraindicaciones ni efectos nocivos para la salud. Estudios de laboratorio demostraron que tan solo 30 minutos después de su consumo, era posible eliminar células cancerígenas del organismo sin afectar las unidades sanas. Actualmente, sigue investigándose su potencial para la salud con esperanzadores resultados a corto, medio y largo plazo.

El aceite de oliva rico en oleocanthal también contiene vitaminas A, D y K, las cuales ayudan a mantener una alimentación sana y equilibrada. Sus componentes orgánicos protegen el aparato digestivo, disminuyendo la acidez gástrica y estimulando la mineralización de los huesos. Además, también son importantes para regular la presión arterial, equilibrar los valores del colesterol y limpiar las arterias. Su consumo es muy recomendado durante la infancia y la tercera edad, por lo que debe mantenerse siempre presente en la dieta de todas las personas que desean adquirir hábitos de vida saludables.

Extracción de aceite de oliva mediante un proceso tradicional y de calidad

Para la cooperativa de La Espluga Calva, el desarrollo de su producto es fundamental y por este motivo, se preocupa de que las olivas sean llevadas a su centro de acopio directamente por el agricultor, eliminando así la figura del intermediario. Su aceite de oliva virgen extra se elabora de forma tradicional a partir de un sistema de prensado que garantiza la conservación de las propiedades naturales del fruto, tanto biológicas como organolépticas. Cada gota de este aceite está preparada con aceitunas arbequinas recién recolectadas, lo cual garantiza la calidad y frescura de todos los recipientes envasados por esta cooperativa.

Desde 1957, la cooperativa se ha esforzado por mantener el nombre de Espluga Calva en lo más alto, a través de la calidad de los productos que sus campesinos y agricultores cosechan día tras día; es por esto que es ampliamente reconocida en el sector como una de las mejores productoras de aceite de oliva virgen extra de la Cooperativa de la Espluga Calva - Lérida.


Comentarios
Somos ECD
¿Quieres formar parte de ECD?