AN

IMEX Products enumera consejos de limpieza y mantenimiento de la grifería

El uso diario de la grifería, tanto en los hogares como en los comercios o negocios, hace que con el paso del tiempo pierdan el apresto de cuando fueron instalados.

En IMEX Products desarrollan sus productos con los más altos estándares de calidad, por eso, a continuación proponen algunos consejos para limpiar grifo y su mantenimiento.

Frecuencia de limpieza

Se tiende a pensar que la grifería no necesita cuidados específicos, pero lo ideal para alargar la vida útil y evitar el deterioro de su aspecto es la limpieza diaria o, al menos, un par de veces por semana. Es muy importante después de utilizar la grifería, limpiar los restos de agua y jabón, ya que los residuos pueden deteriorar el acabado.

Utensilios de limpieza

Para la limpieza habitual, usar un paño suave para secar las gotas de agua. No emplear productos abrasivos ni esponjas que puedan rayar la superficie y con pH neutro.

Recomiendan encarecidamente que se sequen bien las gotas de agua después de usar el grifo. Si se dejan secar en el grifo, pueden producir cal que puede penetrar y deteriorar el acabado.

Productos que se deben evitar

Lo primero a tener en cuenta son los productos que nunca se deben utilizar, ya que dañaran la grifería y no podrán volver al estado original, como limpiadores abrasivos o cualquier herramienta que arañe, rasque o ralle la superficie del mismo, limpiadores de base química, lejía, pulimentos o ceras y cualquier producto ácido, o inventos caseros como aerosol casero de limón o el tradicional vinagre.

Es muy importante no utilizar estropajos o cepillos, pues rayan la superficie.

Productos que sí se deben usar

Para el correcto mantenimiento de la grifería se pueden usar limpiadores específicos que no sean abrasivos y siguiendo siempre las instrucciones del fabricante, vinagre (solo si es el blanco), agua caliente y jabón con pH neutro, una solución sencilla, eficaz y económica.

Recomendaciones generales

También es aconsejable ventilar el baño. Esto ayudará a evitar la condensación, la humedad y la acumulación de los gases metanos que fluctúan en el alcantarillado. Para evitar esto último, se deben mantener los sifones siempre con agua.

Desmontar con frecuencia los aireadores o filtros en los que se acumulan las impurezas de las tuberías, ya que obstruyen el paso de agua y reducen considerablemente el caudal. Lo más sencillo es quitarlos y sumergirlos en agua caliente con un poco de limpiador no corrosivo. De esta forma, en pocos minutos, las acumulaciones de cal se disuelven, y se vuelve a colocar el aireador en su sitio.

Si se reside en un lugar donde, además, el agua es dura, para evitar que se formen depósitos de cal, se deben eliminar los restos de agua, secando siempre la superficie con un paño suave después de cada uso.

Otra cosa a tener en cuenta es no dejar actuar los productos de limpieza más tiempo del necesario, siguiendo siempre las indicaciones del fabricante.

Grifería de color

La grifería, como casi todo en los últimos tiempos, también ha evolucionado, por lo que se dispone de una amplia gama de formas y colores, incluso con sensores. Aunque el acabado más tradicional sigue siendo el cromado, cada vez más se encuentran grifería en colores blanco o negro y ahora muy en tendencia los acabados oro cepillado, entre otro. Por eso, se debe tener especial cuidado en no utilizar productos corrosivos y evitar frotar en exceso las superficies, así como el buen secado para terminar.

Las griferías de color requieren un mantenimiento más atento que en el caso de cromado tradicional, es fundamental una limpieza continua para evitar males mayores, siguiendo los pasos antes indicados usando agua tibia tirando a fría, un paño suave de microfibra y jabón con pH neutro.

¿Como eliminar la cal ya incrustada?

La recomendación es el uso de vinagre de limpieza y con ayuda de un paño empapado aplicarlo a la zona afectada de la grifería. Si la mancha de cal persiste, se puede mantener el paño envuelto en la grifería durante más tiempo.

Es muy importante, y a pesar de que el acabado cromado presenta una mayor resistencia, que se eviten los productos como la lejía, amoníaco, salfumán o sosa cáustica, ya que la grifería sufrirá daños irreparables, se debe evitar también el empleo de estropajos u otras herramientas que rasquen el acabado. Se recomienda el uso de una bayeta suave o microfibra.

Acabados con recubrimiento PVD (Physical Vapor Deposition)

Todo lo expuesto anteriormente se puede aplicar también a la nueva gama cromática de grifería de IMEX Products con acabado mediante la tecnología PVD, realizando un mantenimiento continuo y secado de las superficies.

El acabado PVD proporciona una protección adicional frente a manchas, mayor resistencia a la abrasión y a la radiación UV, impidiendo decoloración o perdida de brillo con el paso del tiempo.

Por ello, se hace hincapié en que lo mejor es un mantenimiento continuo y la utilización del agua con jabón de pH neutro. De este modo tan sencillo, se logrará alargar la vida de los grifos.

En IMEX Products son expertos en fabricación y comercialización de grifería para baño y cocina, cumpliendo siempre las normativas y homologación de los estándares europeos, utilizando las mejores materias primas del mercado, como latón de primera calidad o acero s304 y s316, que le han hecho tener gran representación en el territorio nacional e internacional.

En IMEX Products trabajan por estar a la cabeza del diseño, apostando en I+D+I constantemente para introducir tecnologías más sostenibles y vanguardistas sin perder la identidad con diseño propio.


Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?