AN

La defensa ante intereses ilegales en tarjetas de crédito y otros créditos que convierten la deuda de usuarios en interminable

A medida que se acerca el verano, entidades bancarias y grandes comercios ofrecen con mayor énfasis publicitario tentadoras tarjetas revolving o de pago aplazado, microcréditos "de concesión rápida" o préstamos "de pago en cómodas cuotas". Pero la oferta de consumir y pagar después, a través de cuotas fijas o un porcentaje de la deuda pendiente de pago, puede ser un trayecto interminable de intereses usurarios que deben ser revisados por especialistas en derecho financiero y bancario. Con asesoría para clientes de toda España, los despachos de las abogadas Estela Royo y Carolina García Santos se dedican a ayudar a clientes que han pagado varias veces la cantidad consumida, pero siguen abonando mensualidades, sin esperanzas de finiquitar la totalidad de la deuda.

Atención presencial o vía online

Al llenar el formulario de contacto disponible en la página web de Estela Royo Abogados, los interesados en terminar con un saldo pendiente aparentemente impagable pueden solicitar la asesoría de juristas que analizarán los casos. Mediante encuentros presenciales en cualquiera de las oficinas del bufete distribuidas en el país o vía telefónica, los letrados orientarán sobre los procedimientos para lograr la devolución del dinero que el consumidor ha abonado a la deuda, cuando la entidad está aplicando intereses considerados ilegales por los tribunales españoles y contrarios a la legislación actual que ampara al consumidor.

El marco legal español, a través del Tribunal Supremo, ha establecido que los intereses que superen el 24% podrían ser considerados como usurarios, en el caso de las tarjetas de crédito, un 13-14% TAE para préstamos. En muchos casos, los gananciales de estas tarjetas superan el 24% TAE en sus cuotas fijas. En palabras de las abogadas especialistas en el sector bancario, la usura lleva a “una espiral de deuda que nunca termina, por la poca amortización a capital y la gran cantidad pagada en intereses y comisiones”. 

El concepto revolving abarca la disponibilidad de fondos en la medida en que el cliente vaya amortizando la tarjeta, de manera que puede volver a consumir lo amortizado y esto genera el cobro de intereses a los intereses. El objetivo de los abogados liderados por Estela Royo y Carolina García Santos es que los compradores paguen solo la cantidad prestada y tengan derecho a que se les devuelva todo lo pagado en exceso con intereses legales a favor del cliente.

Elevado compromiso ético y acompañamiento permanente

Desde la solicitud de la primera cita con los expertos, la asesoría es gratuita. El despacho se encargará de guiar a su cliente durante todo el proceso de reclamación de cobros usurarios o cláusulas abusivas, hasta que se logre el reconocimiento de la deuda real por la entidad financiera o la casa comercial. El cobro de los honorarios, equivalente solo al 10% de la cantidad recuperada en la reclamación, se hará cuando el cliente cobre o vea reducida finalmente su deuda.

Cualquier deuda con tarjeta revolving que parezca interminable, así como los casos de otros tipos de créditos, microcréditos o gastos excesivos en formalización de hipotecas, representan retos para estas expertas abogadas y su equipo. El marco legal, el minucioso abordaje a cada caso y la cercanía con el cliente se conjugan para combatir la usura y proteger la calidad de vida de los ciudadanos.


Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes