AN

¿Cuáles son los principales beneficios de optar por la Ley de la Segunda Oportunidad?

El proceso para cobrar impagos es una de las acciones más complejas que existen cuando no es posible establecer un acuerdo entre la parte deudora y el acreedor.

En Prestige Asociados, disponen en plantilla de letrados especializados en todas las áreas, siendo una de las especialidades del equipo la reclamación de impagos, con un departamento especializado en brindar asesoría y solucionar el problema en el menor tiempo posible. Con este fin, la Ley de Segunda Oportunidad es uno de los mecanismos que protegen los derechos de las personas particulares, bajo el compromiso de implicarse en todos los casos hasta alcanzar una solución.

La Ley de Segunda Oportunidad también busca proteger los derechos de cobro de los acreedores

La Ley de Segunda Oportunidad es un mecanismo al que pueden acceder las personas particulares o representantes de empresa en la capacidad de demostrar que tienen dificultades para solventar sus deudas. Sin embargo, la normativa no fue establecida únicamente para beneficiar al deudor, sino que también cuida los derechos de cobro que tienen los acreedores, ya que fomenta la consecución de acuerdos entre las partes.

En el caso de alcanzar una negociación exitosa con los acreedores, el objetivo es que se priorice el pago de la deuda con quitas, reestructuraciones y la elaboración de un plan de pagos. Mientras que, si se descarta la fase extrajudicial, lo siguiente es acudir a una fase judicial, donde la opción es que se declare un concurso de acreedores para que sea un juez competente quien dictamine cómo resolver el caso.

¿De qué manera trabaja la firma Prestige Asociados para prevenir los impagos?

Gracias al equipo de abogados con experiencia que tiene Prestige Asociados, las probabilidades de alcanzar el éxito en situaciones de morosidad son mayores. Como una forma de disuadir y prevenir los posibles impagos, el despacho ofrece su tutela para comunicar a los clientes si existe una factura o documento por vencer.

En el caso de generarse una deuda, la recuperación de la vía amistosa es el primer paso, con un equipo de asesores judiciales especializado en la gestión de cobros a través de la mediación. Por otra parte, y en el caso de no haber tenido éxito, los expertos apuestan por cerrar un acuerdo extrajudicial, ya que la meta principal es recuperar el dinero.

Si todavía no se registran resultados favorables, se procede a abrir un concurso de acreedores, donde el despacho garantiza al cliente la información sobre el concurso, la calificación y la evolución del crédito. En ese sentido, se encargan de preparar la reclamación judicial en el juzgado correspondiente, presentando el informe de la situación por la que atraviesa el deudor.

En vista de que los casos de impagos son temas delicados, el despacho Prestige Asociados trabaja con el compromiso de prevenir riesgos para la imagen comercial de los clientes. Por esta razón, se encargan de hacer un seguimiento personalizado de cada deudor, cobrando apenas un 10 % del valor recaudado una vez que finalice el proceso.


Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes