AN

Cornisas de poliestireno expandido para exteriores, la alternativa de Sumiseran

Las cornisas de poliestireno expandido suman muchas funcionalidades a los exteriores de los edificios. Se trata de elementos de construcción versátiles, ya que existen más de 300 tipos para satisfacer todos los gustos. Su finalidad es, por un lado, práctica ya que evita que la lluvia incida sobre el muro. También cumple un fin estético al rematar el edificio y ser un elemento decorativo. La empresa Sumiseran, ubicada en Huelva, cuenta con más de 40 años de trayectoria en la fabricación de cornisas.

Variedad y funcionalidad en molduras

Las cornisas exteriores se encuentran en los edificios como la parte más saliente. Estos elementos arquitectónicos son conocidos por la función estética que cumplen porque desde la arquitectura clásica se usan decorativamente como parte del entablamento que se compone de varias molduras.

Sin embargo, las cornisas exteriores tienen una funcionalidad práctica que tiene como principal objetivo evitar que la lluvia incida sobre el muro o que se deslice por el mismo. Estos elementos arquitectónicos tienen vigencia en las construcciones y Sumiseran cuenta con más de 300 modelos de cornisas que se pueden modificar acorde a las necesidades de cada edificación.

Cornisas de poliestireno expandido como alternativa

Con el avance de la construcción se perfeccionó la fabricación de las cornisas, lo que también influyó en su coste. Desde el 2007 se utilizan materiales modernos como el poliestireno revestido, que simula una cornisa normal y supone un ahorro importante en los proyectos de construcción.

Las piezas de poliestireno expandido se colocan como las cornisas tradicionales, la diferencia es que son revestidas y fijadas con una resina resistente para el uso a exterior. Estas cornisas tienen muchas ventajas en comparación a las tradicionales en cuanto al precio, el aligeramiento del peso y la facilidad de la colocación.

Más de cuatro décadas de trayectoria en fabricación de cornisas

Sumiseran es una empresa familiar que nace la tradición de los artesanos en madera y construcción. Finalmente, la tercera generación creó a finales de la década de 1980 una empresa constructora que fabricaba artículos para la ornamentación de edificios. Desde el año 2002, lleva el nombre actual y tiene una larga experiencia en el ramo ornamental, restauración, decoración y reforma.

Hace 15 años, la búsqueda constante de mejorar la producción los llevó a incluir entre sus materiales al poliestireno por ser un material más ligero y menos peligroso para su colocación. Tras la investigación y el desarrollo de la técnica lograron utilizar el moderno material para recubrirlo con una resina, como elemento principal para la realización de objetos ornamentales para el exterior. Con más de 40 años de experiencia, fabrican cornisas para exterior más accesibles, ligeras y de fácil colocación. 


Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?