AN

Carbonilla, el colesterol del motor

Del mismo modo que las personas acumulan grasa en las venas y arterias que pueden perjudicar la circulación de la sangre y afectan a la salud, un vehículo puede acumular carbonilla en el motor perjudicando el rendimiento del mismo, llegando a provocar averías en el coche.

En el interior del motor, en la cámara de combustión, es donde se quema el combustible y se genera la potencia necesaria para poder desplazarse. 

Este proceso, de forma natural, puede llegar a generar residuos por la impureza del combustible. Y son estos residuos que, con el paso del tiempo, se acumulan y se convierten en lo que se denomina carbonilla. 

Estos residuos afectan e interfieren a la eficacia del motor y del vehículo en general. Pero no solo eso, ya que también pueden afectar a los sistemas externos a la cámara de combustión, como la admisión y el escape, donde se puede acumular hasta 1.5cm de grosor de la carbonilla. 

De hecho, uno de los principales problemas de los vehículos con los filtros de partículas se genera en el propio motor y se debe a este tipo de residuos al pasar por el tubo de escape. 

La carbonilla afecta a todos los vehículos en mayor o menor grado y la única solución posible es la descarbonización. 

Descarbonización de vehículos

La descarbonización es un proceso por el cual se lleva a cabo la limpieza de la cámara de combustión, inyectores, turbo, colector de admisión, línea de escape y filtro de partículas. 

Se trata, por tanto, de un proceso complejo, pero capaz de librar de carbonilla no solo al motor, sino a todas las piezas que intervienen en el proceso de combustión y evacuación. Gracias a este proceso, se recuperará la potencia y rendimiento del vehículo y se notará, incluso, cómo disminuye el gasto de combustible. 

¿Qué vehículos deben someterse a una descarbonización y cada cuánto tiempo?

La descarbonización es un proceso recomendable para todo tipo de vehículos, ya sean turismos, furgonetas, camiones, autobuses, motocicletas... Además, también se puede aplicar en cualquier tipo de motor, independientemente del combustible que utilice, ya que estos residuos aparecen en todo tipo de motores de combustión. 

Para evitar grandes acumulaciones de carbonilla en los motores y que puedan llegar realmente a obstruir y provocar mayores averías, es aconsejable llevar a cabo este proceso cada 50.000 kilómetros

Para llevar a cabo este proceso, se recomienda dirigirse al taller de confianza o contactar con empresas especializadas, como Descarbonizadoras Navarro.

Esta empresa ubicada en Sevilla, además de llevar a cabo el servicio de descarbonización de vehículos, también ofrece en alquiler o venta máquinas descarbonizadoras para profesionales y empresas.


Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable