AN

Los beneficios de instalar puertas antiokupas en Barcelona y alrededores

De acuerdo a las estadísticas del Ministerio del Interior, Cataluña es una de las zonas más afectadas por la okupación, ya que 4 de cada 10 casos de okupas ocurren en esta región. Las okupaciones son un fenómeno cada vez más recurrente en España, sobre todo en Barcelona.

En ellos, las bandas criminales habitan de manera ilegal una propiedad privada. Esto se ha presentado en inmuebles deshabitados o poco visitados por los dueños.

Entre las soluciones, algunos ciudadanos han optado por instalar puertas reforzadas como las que ofrece la empresa Puertas Antiokupa.

¿Cómo funcionan las puertas antiokupa?

Las puertas antiokupas son entradas construidas con materiales como hierro o acero, con sistemas de cerradura resistentes a ataques con ganzúas o extracciones. Para esto, este objeto no contiene pomo ni mirilla. Además, solo puede abrirse hacia fuera.

La estructura metálica resulta más eficiente que una alarma de seguridad, ya que estas pueden ser desinstaladas fácilmente por expertos. Por el contrario, desmontar una puerta antiokupa es complicado y siempre producirá sonidos que pueden alertar a los vecinos.

Por otra parte, se trata de una medida reversible que no afecta la estética o el valor de la propiedad. El portón antiokupa no daña ni sustituye el objeto original, ya que se coloca sobre este. Gracias a su tipo de instalación, es posible usarlo cuando la vivienda esté deshabilitada y eliminarlo una vez el propietario regresa.

Estos productos también son útiles para las personas que planean viajar durante un tiempo considerable o para aquellas propiedades que deshabilitadas y en venta.

Servicios de instalación de puertas antiokupa en Barcelona

En España, las okupaciones han superado los 100.000 casos, el 42,5 % de las cuales se han realizado en Cataluña. Por esta razón, es una de zonas más interesadas en aumentar la seguridad. 

Puertas Antiokupa es una empresa ubicada en Barcelona dedicada a la instalación de portones anti ocupación. Sus productos están fabricados en hierro macizo de 3 milímetros de grosor y de diversas alturas. Son ideales tanto para viviendas como para locales, oficinas o empresas pequeñas.

En cuanto al montaje, los expertos lo hacen de manera rápida y sencilla. Las puertas no necesitan una estructura adicional, tan solo requiere media jornada de trabajo para instalarlas.

La empresa dispone de dos alternativas para contratar: las puertas antiokupas de alquiler, en caso de que el propietario no vaya a estar mucho tiempo ausente; o las de venta, para quienes necesitan dejar la propiedad sola por un largo período de tiempo. En caso del alquiler, se incluye la desinstalación de la puerta.

Con las denuncias por okupaciones en aumento y los problemas legales que esto conlleva, cada vez más personas se preocupan por salvaguardar los bienes que no visitan con frecuencia.


Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable